martes, 9 de marzo de 1999

Cifrado débil en IMail Server

Se ha descubierto el modo en que cifra las passwords el programa
servidor de correo IMail 5.0 para Windows NT. De la mano de la
compañía Ipswitch, conocida por el popular cliente WS-FTP, nos
llega este servidor que pone en riesgo la seguridad de todo el
entorno debido a un pésimo sistema de cifrado.
Las passwords de los usuarios de IMail son encriptadas y almacenadas
en el registro de Windows NT. Podemos encontrarlas en la trayectoria
HKEY_LOCAL_MACHINE\SOFTWARE\Ipswitch\IMail\
\Domains\yourdomain\users\

El sistema utilizado para cifrar las passwords es muy simple. Consiste
en sumar los valores de los caracteres que conforman el nombre de
usuario con los de la contraseña. De manera que suma el valor del
primer carácter del usuario con el primero de la clave, y sitúa la
suma en el registro, repite la operación con el segundo carácter, y
así sucesivamente. Si la longitud de la password es mayor que la del
nombre de usuario, éste último se repite hasta que se termine la
operación.

La forma de obtener la password original en texto claro a partir del
los caracteres cifrados del registro es obvia. Pongamos como ejemplo
el nombre de usuario "hispasec" y la siguiente cadena en el registro:
D8 DB E8 D5 C3 D4. Procederemos a continuación a pasar la cadena
"hispasec" a sus valores ASCII en hexadecimal y a restarlos a la
cadena del registro. El resultado de esa operación nos dará los
códigos ASCII de la contraseña.

D8-68=70=p
DB-69=72=r
E8-73=75=u
D5-70=65=e
C3-61=62=b
D4-73=61=a

Debido a esta debilidad, el acceso al registro del sistema del servidor
permite averiguar las passwords, ya que los nombres de usuarios pueden
conocerse por defecto. Esta debilidad podría aprovecharse para atacar
el resto del sistema, debido a que es normal que entre las cuentas de
correo se encuentre la de los administradores.

Pero los males de IMail Server no terminan aquí, son conocidos
múltiples ataques DoS para este servidor. A través del Imapd, puerto
143, se puede conseguir un overflow al intentar autentificarse con
un usuario y contraseña de 1200 caracteres de longitud. Atacando al
servicio LDAP, puerto 389, mediante una cadena compuesta de "Y "+2375
caracteres se produce un considerable aumento de los recursos
consumidos por el sistema.

Similar es el ataque al servicio Web que ofrece IMail a través del
puerto 8383, donde al realizar un GET /[3000 caracteres]/ se consigue
un overflow que puede ser explotado. Esto último también ocurre al
realizar un envío de 1000 caracteres al puerto 43, donde se encuentra
el servicio Whois32.

Más información:
IMail Server
Información original


Bernardo Quintero



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada