sábado, 10 de julio de 2010

Hasta siempre, Windows 2000 y Service Pack 2 (I)

El día 13 de julio Microsoft deja de publicar parches de seguridad para Windows 2000 y XP con Service Pack 2. Esto supone la muerte de estas dos versiones de Windows puesto que, aunque obviamente se podrán seguir usando, a partir de ahora será mucho más complejo mantener el sistema seguro. Y hoy en día sabemos que utilizar un Windows no actualizado es prácticamente un suicidio desde el punto de vista de la seguridad.

Tanto Windows 2000 como XP Service Pack 2, por diferentes razones, suponen un punto de inflexión importante en la historia de Microsoft, por eso esta despedida suena a cambio de página, a salto cualitativo que, con Windows 7, comienza a cuajar.

Windows 2000

Apareció a finales de 1999 y estaba destinado por una parte a derrocar a NT (que todavía cuenta con seguidores) y por otra, a borrar del mapa a su competidor Novell que por entonces todavía tenía una buena parte del pastel de las redes corporativas y directorios jerárquicos. En su versión "professional" destinada a cliente, era el primer sistema operativo de escritorio de Microsoft que separaba el espacio de memoria de usuario de la memoria del núcleo, de forma que un fallo en cualquier programa no arrastraba a todo el sistema operativo. La percepción para el usuario era de que la estabilidad mejoraba sustancialmente con respecto a Windows 9x y Me (lo que no era muy complejo). Por primera vez, Microsoft no jugaba en segunda división con respecto a los sistemas operativos, aunque todavía tenía mucho que aprender.

A pesar de esa sustancial mejora en la arquitectura, el primer problema al que se enfrentó Windows 2000 fue su instalación por defecto con los permisos y configuraciones más "relajadas" que podamos recordar: todo estaba permitido para todos y se instalaban innumerables programas los quisieras o no. Esto le trajo importantes problemas. Aunque se podían configurar los usuarios, los permisos, el NTFS de forma eficaz, no era lo común y muchos administradores preferían dejar el sistema tal y como se instalaba por defecto, algo de lo que no tardaban en arrepentirse.

Después vinieron muchas vulnerabilidades y cuatro Service Packs (el último en junio de 2003, cuando la seguridad comenzaba a ser algo prioritario para Microsoft), además de una colección de parches que se supone hace las veces de Service Pack 5. Windows 2000 no era, desde luego, un sistema operativo perfecto (de hecho dejaba bastante que desear en muchos aspectos), pero supuso un gran paso adelante para Microsoft.

Windows XP Service Pack 2

Este Service Pack para Windows XP fue el primero que se centró en la seguridad. Se mejoraron muchos aspectos y de nuevo, se dio un paso adelante definitivo y se materializó una apuesta en firme al activar el cortafuegos por defecto. Se percibía como una actualización "de" sistema operativo en vez de una actualización "para" el sistema operativo. XP ya mejoraba en muchos aspectos a Windows 2000: no todos los servicios se ejecutaban con todos los privilegios, no se permitía el acceso remoto a las cuentas con contraseñas en blanco, los permisos NTFS no estaban tan relajados... pero el Service Pack añadió además importantes mejoras para el navegador, el cortafuegos… con la ayuda de una buena configuración adicional, XP SP2 es un sistema razonablemente seguro. De hecho, desde que apareció en el verano de 2004, son muchos los usuarios que han permanecido fieles a él. El Service Pack 3, disponible desde abril de 2008, no introdujo cambios sustanciales.

¿Qué ocurrirá desde el punto de vista de la seguridad a partir del día 13 de julio? Reflexionamos sobre el asunto en la siguiente entrega.


Sergio de los Santos
ssantos@hispasec.com



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada