domingo, 13 de septiembre de 2015

Lockerpin, ransomware para Android que cambia el PIN del dispositivo

Los investigadores de ESET han descubierto un nuevo malware para Android que cambia el PIN del dispositivo, lo bloquea y pide rescate a cambio de su recuperación.

Todos recordamos el famoso "Virus de la policía", claro ejemplo de ransomware, un tipo de malware que secuestra recursos de un sistema informático y pide un rescate por su liberación. En esta ocasión, Lockerpin actúa de una forma mucho más radical para conseguir el control del dispositivo e impedir que el usuario recupere su control.

Lockerpin modifica el PIN de acceso al dispositivo, lo que impedirá a los usuarios retomar el acceso a sus dispositivos, a no ser que esté rooteado o dispongan de de algún otro método de gestión de la seguridad instalado o se dispone de una solución MDM capaz de reiniciar el PIN establecido. En caso contrario será necesario efectuar un reinicio a los valores de fábrica.

Según confirma ESET en todos los casos que han analizado el malware se camufla como una aplicación pornográfica, con un nombre tan sugerente y recurrente como "Porn Droid". Lo cual no quiere decir que pueda aparecer bajo cualquier otro disfraz.

Generalmente al instalar una aplicación de este tipo solía pedir permisos para convertirse en administrador del sistema y bloquear la pantalla de nuestro dispositivo. Nuevamente reseñar la importancia de comprobar los permisos que solicita una aplicación antes de instalarla. Pero en este caso el malware trata de conseguir los permisos de administrador en el dispositivo de una forma mucho más sigilosa. Superpone una ventana sobre la de instalación, para simular la instalación de una actualización. De forma que cuando el usuario pulsa continuar sobre unas "inocentes” ventanas está activando sin saberlo los privilegios del administrador del dispositivo en la ventana que no se ve.


Tras acabar de pulsar los botones el malware queda instalado con todo el control sobre el dispositivo. Al disponer de permisos de administración puede bloquear y cambiar el PIN de la pantalla de bloqueo.

Al igual que ocurre en todos los malware de este tipo, se presenta al usuario una pantalla con un aviso (en este caso del FBI) para que pague un rescate de 500 dólares por, supuestamente, visualizar contenido pornográfico ilegal en su dispositivo. Señalar que el PIN se genera de forma aleatoria y no se envía al atacante, por lo que ni siquiera el atacante podría recuperar el dispositivo.



Según señala ESET, la aplicación maliciosa no se encuentra disponible en Google Play, lo que limita bastante el alcance de esta amenaza. Solo puede descargarse desde sitios no oficiales. Una vez más se recomienda evitar sitios de descarga alternativos y emplear únicamente los oficiales.

Más información:

Nuevo ransomware para Android se propaga rápidamente por Estados Unidos


2 comentarios:

  1. En Android es más común que se encuentren más vulnerabilidades si lo comparamos con el sistema operativo de Apple, el iOS. Esto se debe a que Android tiene muchos más usuarios, y no todas las actualizaciones de todos los teléfonos y de todas las operadoras llegan simultáneamente. Si a esto le añadimos el hecho de que no todos los teléfonos Android se actualizan (los más viejos pasan a un segundo plano hasta ser olvidados), solo con eso ya se está creando un nuevo agujero de vulnerabilidades. Lo que sí está claro es una cosa, y es que, según las estadísticas, el sistema operativo más vulnerable sigue siendo el de Apple. No hay más que mirar atrás y ver su historial. Su problema de seguridad más gordo (y bastante reciente) fue el robo o hackeo masivo de una gran parte de las celebridades de EEUU, que les extrajeron todas las fotos de sus móviles sin su consentimiento. Esto nos deja una incógnita a la hora de elegir en quién confiar nuestras fotos y documentos más privados, aunque yo por mi parte lo tengo más que admitido que usando cualquiera de estos dos OS para móviles no estaré nunca del todo protegido.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. En Android es más común que se encuentren más vulnerabilidades si lo comparamos con el sistema operativo de Apple, el iOS. Esto se debe a que Android tiene muchos más usuarios, y no todas las actualizaciones de todos los teléfonos y de todas las operadoras llegan simultáneamente. Si a esto le añadimos el hecho de que no todos los teléfonos Android se actualizan (los más viejos pasan a un segundo plano hasta ser olvidados), solo con eso ya se está creando un nuevo agujero de vulnerabilidades. Lo que sí está claro es una cosa, y es que, según las estadísticas, el sistema operativo más vulnerable sigue siendo el de Apple. No hay más que mirar atrás y ver su historial. Su problema de seguridad más gordo (y bastante reciente) fue el robo o hackeo masivo de una gran parte de las celebridades de EEUU, que les extrajeron todas las fotos de sus móviles sin su consentimiento. Esto nos deja una incógnita a la hora de elegir en quién confiar nuestras fotos y documentos más privados, aunque yo por mi parte lo tengo más que admitido que usando cualquiera de estos dos OS para móviles no estaré nunca del todo protegido.

    Un saludo!

    ResponderEliminar